Nos hemos reunido en la Iglesia para celebrar, junto todos los compañeros de cada curso, el día del Padrito con una preciosa presentación, en la que hemos descubierto cinco palabras clave en su vida: Jesús (Quien más y más me ha movido siempre es el contemplar a Jesucristo), María (María es mi madre, mi maestra, mi directora y mi todo, después de Jesús), Misionero (Mi espíritu es para todo el mundo), Equipo (Hacer con otros lo que solo no puedo) y Escucha (Había muchos pasajes de la Biblia que me hacían tan fuerte impresión, que me parecía que oía una voz).

Gracias a ellas, sabemos que Claret estaba disponible a esas palabras con las que Dios le movía y por la que le recordamos hoy con tanto cariño.

¡Feliz día del Padrito!

rsz 1img 2729