Informamos que el pasado lunes 22 de marzo nos comunicaron la confirmación de un caso positivo en coronavirus en una clase de quinto de primaria. Se ha aplicado el protocolo correspondiente y todo el alumnado de la clase, junto con su tutora, guarda ya confinamiento domiciliario desde el mismo lunes (se incorporarán al centro después de Semana Santa). A la espera de los resultados PCR, los alumnos/as siguen sus clases desde casa en modalidad online. Nos alegramos que los alumnos se encuentren bien, al mismo tiempo que continuamos exigiéndonos en el cumplimiento de las medidas que nos hacen seguir siendo un lugar seguro, al igual que rogamos a todas las familias que hagan lo propio en beneficio de todos.